LOS ANTIDEPRESIVOS PUEDES SUSTITUIRSE POR EJERCICIO FÍSICO

Una revisión de diversos estudios, realizada por la Clínica Mayo de Minnesota (EE.UU.) concluye que realizar actividad física puede tener los mismos efectos positivos que tomar antidepresivos.

El artículo publicado indica que la depresión está ligada a niveles anormalmente bajos de determinados neurotransmisores. Estos son las sustancias químicas del cerebro que permiten la comunicación entre los nervios. Los valores reducidos de norepinefrina, dopamina o serotonina en el cerebro producen una estimulación nerviosa menor de lo normal. Esto conlleva a sentimientos de tristeza, desolación, perdida de interés, cansancio, ansiedad y dificultad para pensar.

Los autores señalan que los medicamentos que se prescriben para estos casos provocan un aumento de estas sustancias. Ese mismo efecto es provocado por la práctica habitual de ejercicio. Los estudios revisados demuestran que la actividad física desencadena cambios que protegen el cerebro de los efectos nocivos provocados por el estrés y refuerzan la resistencia a la depresión.

Los especialistas de la Clinica Mayo afirman que  el ejercicio tiene efectos emocionales y sociales positivos que ayudan a paliar el estrés, la depresión y la ansiedad:

- Se recupera el sentido del control y aumenta la confianza en uno mismo. Es lo que sucede al enfrentarse a nuevos desafíos físicos y alcanzar los objetivos propuestos.

- Se minimizan las preocupaciones ya que el ejercicio ayuda a evadirse de los pensamientos negativos recurrentes.

- Se lidia con la depresión y la ansiedad de manera saludable debido a que la actividad física aporta una forma positiva de control.

Have your say

Universidad Europea de Madrid Equipo de Gestión Cultural Movinivel +